Alter Ego

separator



"El otro"
de Jorge
Borges es uno de esos cuentos que leo y no me aburre releerlo. Una vez, la
profe de literatura nos preguntó: ¿Por qué pensó el joven Jorge que la
persona con la que estaba hablando era su


"Alter Ego"
?. Y mi respuesta fue la que más
gusto:

"Qué
mejor persona para ser el alter ego, que él mismo"

En resumen, no hay mejor
persona a la cual tenerle confianza, que a uno mismo. Aunque a algunos nos
gusta mentirnos más que al resto 😛