No me duele mientras no te vea

separator

Ya no duele tanto saber que no te tengo, ya no duele tanto que no nos hablamos de todo, como solíamos hacerlo. He llorado tanto que creo que ya no tengo lágrimas para derramar.
Supe desde el principio que algo ya no iba bien, porque ya no hablábamos durante horas, ya no nos reíamos de cualquier cosa, ya todo parecía rutinario y poco placentero.
Y aún sabiendo eso, no pude alejarte a tiempo, no pude no encariñarme, caí en tu encanto, me hipnotizaste y ahora todo está mal. No soy capaz de imaginarme qué haré ahora que tu mirada ya no está en el control aduanero.

Pasó un tiempo y no duele tanto. Pero todo vuelve, cada vez que te veo. Cada vez que nos saludamos y pareces apurado a que no nos vean, como si te diera vergüenza todo eso que dicen de nosotros. Me duele.