Todo llega a su fin

separator

“Hay luz al final del túnel”,”Cuando una puerta se cierra, se abre una ventana”, “Dios aprieta pero no ahorca”, “Cuando termina una historia, comienza otra”…. y un sin fin de etc etc. Frases que suelen utilizarse para dar esperanzas.

Pero la verdad es que lo que muchos necesitamos no es esperanza, porque la mayoría ya sabe que hay luz al final del túnel, lo que necesitamos es saber cómo llegar a esa luz. De los momentos dolorosos es cuando más victoriosos salimos, son esos momentos que nos dan cuenta de que somos fuertes y que no queda otra que salir adelante.

Hay momentos en los que hacemos un alto, generalmente un cumpleaños, y ya en la mitad de la 2da década,  te pones a pensar y cuando te das cuenta toda tu vida pasa delante de tus ojos como una fuerte tormenta de verano y ¿qué hiciste con tu vida?

Pero boludeces mías, o de muchos, nos pasamos buscando a alguien especial y no nos damos cuenta de la gente maravillosa que tenemos a nuestro alrededor hasta que dejas de tenerlas cerca.

Volver a vivir a Buenos Aires, a donde nací, me hizo pensar y replantearme miles de cosas. Cuántas oportunidades dejé pasar por miedo, o por comodidad o por tener las prioridades mal ordenadas.  Y llegan los lamentos por la cobardía.

 

111

Pero como dicen todo pasa por algo. Tengo algo pendiente acá en Buenos Aires, algo que nació en épocas de escuela allá en las tierras coloradas y fue algo así como una promesa de alguien. Y realmente quiero empezar a ver si llegamos a algo o si realmente no funciona y avanzar.

Porque si hay algo que aprendí en todos estos años, es que para avanzar hay que resolver los asuntos pendientes del pasado. El pasado siempre vuelve a cazarnos, hay situaciones o cosas que siempre salen a la luz, así que hay que tenerlo presente pero en lo posible no dejar clavos sueltos.

222

 

El problema reside en el momento en el que das por supuestas ciertas cosas que sentías que eran obvias pero, en realidad, necesitaban ser recordadas. Y si ya no tienes la posibilidad de poder recordarlas ¿Cómo puedes seguir como si nada si sabes que has hecho algo mal? Y lo más curioso de todo y a la vez lo más doloroso, ¿cómo puede ser que el mundo continúe igual cuando para ti se ha parado?